El Silencio es el Verdadero Lenguaje de las Almas

...

miércoles, 29 de agosto de 2012

Ilusión... Esa emoción mal utilizada

A veces, parece que te has cruzado con esa persona que hace que tus días parezcan diferentes, que tengan otra luz, que fantasmas del pasado se disipen, y que el camino que es nuestra vida comience a tener sentido... En cierto sentido, así lo creí, con miedos, pero con ese hormigueo en el alma que te dice que hay que arriesgar para avanzar y conseguir lo que se quiere... Así lo creí, sus palabras decían muchas cosas, buenas, bonitas, interesantes, curiosas, llenas de futuro... Llenas de ilusión, sí, no suelo ilusionarme por las cosas, soy muy dura, como dices Tú, soy desconfiada, pero esta vez había luchado contra todo eso, estaba dispuesta a abrirme de nuevo, a confiar, a vivir...

Me duelen muchas cosas, acciones, palabras, mentiras, sinceridad a medias, pero lo que más me duele es que sabía que yo no era la elegida, que ya la tenía, que lo tenía claro, y aun así siguió creándome una ilusión que existía más que en mis ganas de ser feliz de nuevo...

No estoy enfadada con él, lo estoy conmigo, porque no lo vi venir, qué tonta, porque debí ser más cauta y no dejarme llevar por las palabras, sino por los hechos... Ese fue mi error, las palabras son eso, palabras pero no hechos...

Podría decir más cosas, podría desahogarme a gusto, despacharme, pero es que no soy así, me enfado conmigo, te contesto seca, porque me dueles, aunque te aprecie y te quiera, porque no me gusta la disputa aunque te pegaría, porque por mil perrerías que me haga la gente que quiero no puedo dejarles, porque no me sale de otra forma, porque me has abierto el alma en canal, para simplemente, dejarla a la intemperie... y sinceramente, necesito mi tiempo para volverla a aclimatar...

P.D.: Rara, compleja, única, especial... Como lo quieras decir, pero ante todo, sincera en cada uno de sus pensamientos, acciones o emociones...

martes, 28 de agosto de 2012

P.D.: ... Es un "hasta luego"

Ainsssss no sabría por dónde empezar... Pero sé una cosa, estás descansando... Sabíamos que tarde o temprano llegaría este momento, que aunque nos destrozara por dentro, teníamos que pasar por él... Pero nunca pensamos que os iríais juntos, que tan solo os llevaríais un mes... Soy consciente que no podíais vivir el uno sin el otro, lo sé, el profundo Amor que os profesabais era tan fuerte y sincero que se reflejaba en cada uno de los días que vivisteis el uno por el otro... Me duele mucho recordar este final, tan desgarrador, pero como dicen tus hijos, mis primos, es un hasta luego; han sido meses muy duros, llenos de tristeza, pero también de alegría y esperanza... Porque no hay nada más grande que ver a una familia unida, ya sea por una fiesta, ya sea por el dolor, pero sobre todo, porque entre hermanos nunca debería haber una palabra más fuerte que otra, ni un enfado, ni un desaire... Por ello sé que te has ido feliz, en un suspiro pero en paz... Y eso, nos ayuda a seguir respirando, a recordarte con una sonrisa aún más grande...
Mi Tío Luis era una persona buena, y no lo digo porque ya no este aquí, sino porque es verdad... Vivió por y para su familia, ayudó siempre que pudo, evitó el conflicto, como dice mi padre "no habla por no pecar", y así se ha ido, en silencio, sin hacer ruido, en busca de lo que más quería... Su esposa... Su alma...
P.D.: Os habéis ido en un suspiro, pero siempre se os recordará juntos de la mano, sonriendo, paseando... Viviendo en cada uno de nosotros... Os quiero y hasta luego :)

viernes, 10 de agosto de 2012

Una noche más...

Se acerca la hora, la última vez juntos los dos, una noche, solo una noche más... Tú y yo... Tus manos recorriendo mi espalda, arqueada, dichosa descarga eléctrica que me despierta... Tus labios mordiendo, chupando, besando... Tu lengua presa de mi piel, de mi calor, de tus ganas, de mis deseos... De tu Amor... Tan solo tú enloqueciéndome, aferrando tu piel a mi alma, encadenando cada una de las miradas que una noche más me harán tuya hasta la eternidad... Apriétame, hasta que me duelas... Muérdeme, hasta que tu marca sea imborrable... Bésame, hasta que seamos el mismo aire... Fóllame, como tu solo sabes... Llévame al infierno, al cielo, donde quieras, puesto que mi cuerpo solo tendrá un Dueño... Tú... La noche será testigo de nuestros deseos, de nuestros anhelos, de cada embestida, de cada mirada Tuya y mía, de nuestras perversiones, de nuestras caricias, de tus manos entrelazadas a las mías, de tu boca hundida en mi cuello, de cada gemido, susurro, suspiro, jadeo... De cada una de las razones por las que mi Alma lleva tu nombre escrito a fuego... Será la última noche, mas no importará, porque siempre será Nuestro Tú y yo...

P.D.: Hagamos de esta noche Nuestra Eternidad...